Parejas deben conversar sobre fantasías para tener una buena vida sexual

Archivo

Mantener una vida sexual plena es una responsabilidad personal, que también "debe" tratarse en pareja, sobre todo cuando se habla de fantasías.

De acuerdo con un estudio del Instituto de Salud Mental de la Universidad de Montreal, la sumisión y dominación son dos de las fantasías atípicas (paraphilias) más comunes en las mujeres.

Alrededor de 45% las chicas consultadas en la investigación fantasea con ser atada, azotada, o forzada a tener relaciones sexuales, por ejemplo.

El estudio revela que 5 de cada 10 mujeres se inclina por estar atada como una forma de incrementar su placer sexual, en contraste con 46% de los hombres que considera estar en la misma situación por placer:

Uno de los hallazgos más interesantes tiene que ver con el importante número de fantasías en varones, respecto a travestis, sexo anal entre heterosexuales o ver a su pareja tener relaciones sexuales con otro hombre”.