Papa celebra primera audiencia general jubilar con 20 mil peregrinos

El papa Francisco celebró este sábado junto a 20.000 peregrinos la primera de las audiencias generales jubilares que se desarrollarán durante el Año Santo Extraordinario y, en la Plaza de San Pedro, animó a los fieles de todo el mundo a "ser portadores de Cristo" y misioneros de su misericordia.

"El cristiano es portador de Cristo. Vivir la misericordia nos hace misioneros de la misericordia y ser misioneros nos permite crecer en la misericordia de Dios. Los cristianos tenemos la responsabilidad de ser misioneros del Evangelio", subrayó Jorge Bergoglio.

Esta era la primera de las audiencias generales extraordinarias que celebrará por regla general un sábado al mes durante el Jubileo de la Misericordia, que concluirá el próximo 20 de noviembre, unas audiencias que se sumarán a las habituales de cada miércoles en la plaza de San Pedro del Vaticano.

El papa dedicó la catequesis de este sábado a poner de manifiesto "la estrecha relación que hay entre la misericordia y la misión" y animó a los fieles de todo el mundo a que comuniquen el Evangelio a los demás para que puedan recibir la misericordia de Dios.

"Hay que tomarse en serio el ser cristiano y el compromiso de vivir como creyente porque solo comunicando el Evangelio se puede tocar el corazón de los demás y abrirlo para que reciban la gracia del amor y de la misericordia de Dios que acoge a todos", señaló.

Nombra nuevo obispo auxiliar de Huancayo 

El Papa Francisco ha nombrado obispo auxiliar de la archidiócesis de Huancayo (Perú) a Carlos Alberto Salcedo Ojeda, hasta ahora vicario episcopal y párroco de las parroquias San Francisco de Asís y El Señor de la Ascensión en la misma archidiócesis, informó este sábado en la Santa Sede.

Salcedo Ojeda nació el 25 de noviembre de 1960 en Comas, que pertenecía por entonces a la archidiócesis de Lima y actualmente forma parte de la diócesis de Carabayllo, en Perú.

Completó sus estudios de Filosofía y de Teología en el Instituto de Estudios Superiores Juan XXIII de Lima y fue ordenado presbítero el 6 de enero de 1996.

A lo largo de su vida profesional, ha sido vicario parroquial de la iglesia Nuestra Señora de la Paz, en Comas; y párroco en las parroquias de San Francisco de Asís, en Orcotuna; y de El Señor de la Ascensión, en Mito, entre otros.