Nueva ley sobre ciberseguridad en China preocupa a las compañías extranjeras

Mundo Deportivo

China aplicará desde el jueves una nueva ley sobre ciberseguridad, reforzando así su "Gran Muralla", una medida que preocupa a las compañías extranjeras en el país. 

(Lea también: Uber despide a un ingeniero acusado de robar la tecnología de Waymo)

La ley, adoptada en noviembre, tiene el objetivo de proteger las redes chinas y la información de los usuarios, en un contexto de nuevas amenazas como el reciente ciberataque mundial del 'ransomware' WannaCry, un programa que toma el control de los datos de un ordenador y pide un rescate para devolverlos.

Sin embargo varias compañías extranjeras han pedido al gobierno chino que posponga la aplicación de la ley porque temen el efecto de algunas disposiciones poco claras sobre el almacenamiento en la nube ('cloud') o el tratamiento de datos personales.

A mediados de mayo, el director de la administración china de ciberseguridad (CAC), Zhao Zeliang, reunió a 200 representantes de empresas y asociaciones profesionales locales y extranjeras en la sede de su organismo en Pekín.

La discusión se centró en las normas de transferencia de datos personales al extranjero, indicaron a la AFP algunos de los participantes, y se retiraron algunas disposiciones polémicas.

En un nuevo documento consultado por la AFP no aparece por ejemplo una disposición que obligaba a las empresas a conservar en China los datos personales de sus clientes.

Según un participante en la reunión que no quiso identificarse, las autoridades chinas "no están preparadas" para aplicar la ley y "es muy improbable" que haya cambios en la legislación que se aplicará a partir del 1 de junio.