Morodo fue un buen embajador

Raúl Morodo, exembajador de España en Venezuela
Raúl Morodo, exembajador de España en Venezuela

A pesar de mi rechazo al nuevo “socialismo español” -que se ha convertido en un punto de encuentro para las peores corrientes de la política de Europa-, no he dejado de reconocer a personas como Don Felipe González, que representan al verdadero socialismo, por el cual mi abuelo pagó su cárcel y que llevaron a España a la transición de manera exitosa. El  PSOE es más que Zapatero y su combo.

En este momento, cuando todos se le esconden a Raúl Morodo, ex embajador de España en Venezuela, debo decir algo, responsablemente: sin conocer la investigación en curso, ni tener contacto en tiempos recientes con él, apelando a la presunción de inocencia y a pesar de llegar a comprobarse su culpabilidad, seguiré suscribiendo este artículo en cada una de sus letras.

Raúl Morodo fue el embajador ideal para el momento en el que le tocó estar en Venezuela. Me consta que él atendió cada solicitud formulada por los españoles que estamos residenciados en Venezuela; no había horario para llamarle: todos tenían el número de su móvil.

Las empresas españolas en Venezuela fueron privilegiadas por su labor y no me vengan a decir lo contrario porque conozco el tema; a ninguna de ellas, estoy seguro, les exigió nada a cambio. En ese sentido él realizó su gran labor.

Hoy me duele que alguno de sus “amigos”, o empresarios, de manera apresurada y demostrando sus miserias humanas le critiquen y lo tilden de criminal. A cada uno de ellos les he dicho lo mismo: “No he visto sentencia condenatoria; si cometió algún error lo deberá pagar, pero eso no borra lo que hizo bien, ni los mensajes de amistad que trató de transmitirnos a todos".

Es más inmoral la actitud incorrecta de quienes se aprovecharon en su momento de la amistad del embajador y que hoy se alejan de él,que la del posible “equivocado”. A ellos va dirigido este artículo.

Mantuve con Raúl Morodo buenas conversaciones sobre la España de otrora, de su historia, de la geopolítica de ese momento. Morodo, estoy seguro, no comulga con tiranías, ni suscribe seguramente lo que pasa hoy en Venezuela.

Lo siento por el embajador, pero más aún por quienes le acribillan y ya le condenan.

Raúl “si te he visto sí me acuerdo”.

Si quieres recibir en tu celular esta y otras informaciones descarga Telegram, ingresa al link https://t.me/globovision_oficial y dale click a +Unirme. Además sigue nuestro perfil en Instagram, Facebook y Twitter.