Las ratas aprenden a jugar al escondite ¡y lo hacen muy bien!

El comportamiento lúdico de las ratas ha quedado reflejado en un experimento que publica la revista Science, cuya responsable es Anika Reinhold, de Universidad Humboldt en Berlín.

Experimento

Reinhold y su equipo enseñaron a ratas macho adolescentes a jugar una versión simplificada, de rata contra humano, del escondite en una habitación de unos 30 metros cuadrados. Después de unas semanas, las cobayas no solo supieron jugar, sino que también aprendieron a alternar entre esconderse y buscar a su contrincante humano. 

De acuerdo con el estudio, cuando les tocaba buscar, los roedores aprendieron a hacerlo hasta dar con el humano oculto. Si les tocaba esconderse a ellos, permanecían en su lugar hasta ser descubiertos por el jugador humano. 

En lugar de con comida, los autores premiaron los comportamientos exitosos de ocultación y búsqueda con interacciones sociales divertidas, como cosquillas, caricias o juegos bruscos (empujones o caídas). 

(Lea también: Mujer de 79 años muere tras ser atacada por un gallo)

Resultado

Los resultados muestran que los animales se convirtieron en jugadores más estratégicos con el tiempo, empleando búsquedas sistemáticas, señales visuales e investigando los escondites del pasado de sus homólogos humanos.

Los estudios neuronales revelaron una intensa actividad de la corteza prefrontal del cerebro de las ratas que variaba según los momentos del juego y el papel que les tocara llevar a cabo (esconderse o buscar). 

Si quieres recibir en tu celular esta y otras informaciones descarga Telegram, ingresa al link https://t.me/globovision_oficial y dale click a +Unirme. Además sigue nuestro perfil en Instagram, Facebook Twitter.