En Colombia abordan reincorporación de guerrilleros a la vida civil

El Gobierno de colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) cumplen, este jueves, siete días de "intensas reuniones" en La Habana para lograr un nuevo acuerdo de paz, una jornada en la que revisan la reincorporación de los guerrilleros a la vida civil y han informado sobre en el "tema de género" y la reforma rural.

"Completamos 7 días de intensas reuniones. Continúa en discusión el tema de reincorporación", compartieron en la red social Twitter las dos delegaciones de paz en sus respectivas cuentas oficiales.

Este mensaje fue acompañado de una imagen en la que se ve a los negociadores de las partes conversando, en el caso del equipo del Gobierno, mientras que las FARC agregaron un vídeo donde se observa a las delegaciones trabajando, acompañadas de algunos de sus asesores, como el senador Iván Cepeda.

Según lo publicado en la red, los equipos discutieron este miércoles sobre la denominada "ideología de género", un concepto que según sectores conservadores colombianos fue incluido en los acuerdos, algo que el Gobierno ha rechazado.

"Se disipan todas las dudas, no hay ideología de género y eso tiene que quedar claro en los colombianos. Es un tema de la mujer, de reivindicación a la mujer que ha sido víctima", manifestó hoy el jefe negociador del Gobierno, Humberto de la Calle, en un vídeo colgado en Twitter.

El jefe negociador del Gobierno de Juan Manuel Santos aprovechó el vídeomensaje para aclarar a la opinión pública colombiana que en la revisión del acuerdo de reforma rural "no hay duda sobre la propiedad privada".

El pasado miércoles el presidente Santos reconoció que ha "habido momentos de tensión" en la negociación de un nuevo acuerdo de paz con las FARC, pero afirmó que ya se han logrado avances en algunos de los temas que generan fricción.

Las dos delegaciones están trabajando para lograr un nuevo acuerdo de paz que recoja algunas de las propuestas de los partidarios del "no" en el plebiscito del pasado 2 octubre, en el que se rechazó el texto del acuerdo de paz que las dos delegaciones firmaron el 26 de septiembre en Cartagena de Indias.