Alcaldesa de Washington se indigna por actuación de policías al dispersar a manifestantes con gases lacrimógenos

Referencial

La alcaldesa de la ciudad de Washington (EEUU), Muriel Bowser, expresó en las redes sociales su indignación por la actuación de la Policía local, que utilizó gases lacrimógenos para dispersar una manifestación pacífica por la muerte de George Floyd. La protesta, que congregó alrededor de 1.000 participantes, tuvo lugar poco antes de que el presidente estadounidense Donald Trump, se dirigiera a la nación este 1 de junio desde el llamado Rose Garden de la Casa Blanca.

Antes de la alocución del mandatario, numerosos vehículos militares se hicieron presentes en la avenida Pensilvania, al tiempo que se desplegó una fuerte presencia policial para alejar a los manifestantes del Parque Lafayette, localizado frente a la residencia presidencial. Aun así, según se dio a conocer, durante el discurso del presidente se escucharon detonaciones, identificadas como lanzamientos de gas lacrimógeno, reseñó RT.

(Lea también: La Casa Blanca establece centro de comando central para combatir disturbios por muerte de George Floyd)

"Impuse un toque de queda a las 7 pm", escribió la alcaldesa en su cuenta de Twitter. "Unos 25 minutos antes, y sin provocación previa, la policía federal usó municiones contra manifestantes pacíficos frente a la Casa Blanca, un acto que hará el trabajo de los oficiales del Departamento de Policía Metropolitana del Distrito de Columbia más difícil. ¡Es vergonzoso! Residentes del DC, váyanse a casa, manténganse a salvo.", pidió Bowser.

Suscríbete aquí a nuestra emisión en vivo por YouTube y síguenos en TelegramInstagramFacebook y Twitter para recibir en directo todas nuestras actualizaciones.