lunes, 21 de abril de 2014

 

Salud

12 / 10 / 2012
- 11:44:05
Parlamento exige juicio penal en el caso de fármacos falsos para sida
Parlamento exige juicio penal en el caso de fármacos falsos para sida
GAAR / Globovisión/EFE
La comisión parlamentaria de Tanzania, designada para investigar un escándalo por el suministro de fármacos falsos contra el sida, exigió hoy al Gobierno tanzano que inicie un juicio penal contra los responsables del fraude.

"Estas personas que distribuyen o fabrican medicamentos falsos son criminales, ya que jugar con las vidas de los demás es propio de asesinos", dijo a Efe en conversación telefónica la presidenta del comité parlamentario de Bienestar social, Lediana Mgongo.

La principal organización en defensa de los afectados por el VIH, "Tanzanos que viven con el VIH", exigió que los responsables sean juzgados y condenados a muerte o a cadena perpetua por asesinato.

"Es descorazonador ver hasta qué punto puede llegar la codicia de hombres de negocios sin escrúpulos, incluso si esto supone matar a personas. Estos fabricantes y las autoridades implicadas son iguales que los terroristas, y deberían ser colgados", afirmó a Efe Mwanahalisi Ally, de la asociación de enfermos.

Según la prensa local, que destapó el escándalo de los fármacos falsos el pasado lunes, unos 5.000 tanzanos mueren cada año debido al tratamiento de la enfermedad con antirretrovirales (ARV) ineficaces.

La petición de un proceso judicial llega un día después de que el ministro de Sanidad de Tanzania, Hadji Mponda, destituyese al director general del departamento de Farmacia, Joseph Mgaya, y ordenase el cierre del único laboratorio certificado en el país para la fabricación de ARV, principal medicina contra el sida.

En conversación telefónica con Efe, el ministro de Sanidad reconoció que el suministro de fármacos falsos está extendido en el país, pero rechazó los informes que aseguran que es una práctica generalizada.

"El asunto está siendo investigado y cuenta con la participación, no solo del ministerio, sino de otras autoridades, como la Policía, la Autoridad de Alimentos y Fármacos de Tanzania (TFDA) e incluso Interpol", dijo el ministro tanzano.

Según Hadji Mponda, el caso ha sido atajado, y aseguró que 9.500 dosis de las 12,000 que resultaron ser falsas han sido ya retiradas de la circulación.

El titular de Sanidad agregó que aquellos que consideren que puedan haber sido afectados recibirán un chequeo médico gratuito, al tiempo que desaconsejó llevar a cabo acciones legales hasta que la investigación no haya finalizado. EFE