miércoles, 23 de abril de 2014

 

Deportes

11 / 12 / 2012
- 06:45:13
Miguel Cabrera mostró su poder y ganó el festival del jonrón

Miguel Cabrera mostró su poder y ganó el... por Globovision
AJGC / Globovisión/Liderendeportes
Miguel Cabrera fue profeta en su tierra y añadió el trofeo más especial de todos los que ha cosechado en el 2012. Este lunes por la noche, el astro de Maracay se llevó la XI edición del Festival del Jonrón Pepsi, celebrado en su casa, el estadio José Pérez Colmenares.

En la ronda final, empatado con Luis Jiménez, con tres cuadrangulares, la botó en su swing 10 para así llevarse el premio frente a su familia y los fanáticos que asistieron a la casa de Tigres de Aragua.

Luego de conquistar el torneo, Cabrera solicitó que le lanzaran una pelota más, en apoyo a Operación Sonrisa, aunque no la sacó del parque cuando la bateó.

Todas las almas del estadio corearon: "MVP, MVP, MVP", en cada swing del primer Jugador Más Valioso en las Grandes Ligas para Venezuela y estallaron de júbilo cuando sacó el cuarto cuadrangular, que lo decretaba rey de la competencia de poder.

En la XI edición del evento estuvieron presentes Carlos Maldonado (Navegantes), Ernesto Mejía (Águilas), Robert Pérez (Cardenales), Eliézer Alfonzo (Navegantes), Luis Jiménez (Cardenales), Bob Abreu (Leones), Pablo Sandoval (Navegantes) y Miguel Cabrera (Tigres).

Los peloteros que pasaron a semifinales fueron Maldonado (5 HR), Jiménez (5 HR), Sandoval (5HR), Alfonzo (4 HR) y Cabrera (4 HR). Se quedaron Mejía (3 HR), Abreu (2 HR), Pérez (2HR).

Para la semifinal Sandoval (4 HR) y Maldonado (2 HR), no pudieron avanzar a la final, integrada por Alfonzo (6 HR), Jiménez (5 HR) y Cabrera (5 HR).

En la etapa decisiva, Jiménez (3 HR) fue el primero en batear. Le siguió Alfonzo (2 HR) y cerró Cabrera (4 HR) para llevarse el trofeo, el premio en metálico y tener en su vitrina el premio más emotivo, logrado en su ciudad natal.

Luis Jiménez fue al monarca que destronó el slugger de Tigres de Detroit, mientras que Eliézer Alfonzo ha ganado el derby en tres ocasiones.

En cada último swing de cada pelotero, se le lanzaba la "pelota dorada", en apoyo a Operación Sonrisa y por cada esférica que saliera del parque se le donaban bolívares 7 mil.

En total se recaudó 49 mil bolívares para la fundación.