viernes, 18 de abril de 2014

 

Nacionales

08 / 02 / 2013
- 05:29:24
MAS en la Internacional Socialista: Venezuela vive un proyecto hegemónico que no admite pluralismo
MAS en la Internacional Socialista:  Venezuela vive un proyecto hegemónico que no admite pluralismo
DYMG / Globovisión/Nota de Prensa
El Presidente del Movimiento al Socialismo MAS, Segundo Meléndez, dijo en la primera reunión de consejo de la Internacional Socialista, en Cascais, Portugal efectuada del 4 al 5 de febrero, que “El régimen venezolano ha definido un curso autoritario en el país, propio de un proyecto hegemónico que no admite pluralismo”.

Aseguró que mediante la existencia de un aparato comunicacional, al que definió como “ideológico, propagandístico y de coerción” que poseen , sumado a una abundante renta petrolera, “Donde fusionan el Estado con el partido, se han dado a la tarea de promocionarse internacionalmente como si fuera expresión de las tradiciones y propuestas justicieras de la izquierda mundial, lo que ha generado confusión en sectores del movimiento democrático internacional”.

No juramentación del Presidente es una “aberración constitucional”

En cuanto a la no juramentación del Presidente electo, Hugo Chávez, el dirigente venezolano, explicó que, “Se puso en desarrollo manejos perversos de la Constitución y de las instituciones fundamentales del Estado. Se fraguó una interpretación torcida, violatoria del texto constitucional, cuando se decide que, ante la ausencia del Presidente electo para el acto de juramentación y consiguiente toma de posesión del cargo, se le da continuidad al gobierno anterior, violando flagrantemente la constitución que establece el vencimiento del período de dicho gobierno”.

Agregó, “Para burlar la Constitución se llegó al absurdo de declarar que el presidente electo “no estaba presente, pero no estaba ausente” y todo ello con el único propósito de solventar un conflicto interno del partido de gobierno sin importar la normativa constitucional, ni mucho menos la opinión de los venezolanos”.

Calificó esta situación como una “aberración constitucional” que para colmo, “Contó con el aval de la Asamblea Nacional, del Tribunal Supremo de Justicia y de otras instituciones del estado, poniendo en evidencia, una vez más, que en Venezuela no hay independencia de poderes, que los poderes públicos están absolutamente supeditados al Poder ejecutivo”.

Advirtió que la situación que se vive en el país “pudiera tener desenlaces indeseables para las instituciones y la sociedad venezolana”, y recordó que el Consejo Mundial de la Internacional Socialista ha tomado nota en diversas oportunidades de los problemas que Venezuela confronta. “Todos relacionados con violaciones a la constitución, a los derechos humanos, al derecho a disentir, a la libertad de información, la inequidad en las contiendas electorales” y de los cuales se espera una salida en paz y democracia”.