viernes, 25 de abril de 2014

 

Turismo

02 / 01 / 2013
- 01:06:07
Frío de páramo y paisajes naturales ofrece Loma de Pánaga en Táchira
Frío de páramo y paisajes naturales ofrece Loma de Pánaga en Táchira
DFG / Globovisión/AVN
Muy cerca del municipio San Cristóbal, capital del estado Táchira, propios y turistas pueden disfrutar del frío de páramo, paisajes naturales y de los animales silvestres que se pasean libremente por la Loma de Pánaga, lugar perteneciente al Parque Nacional Chorro El Indio y visitado frecuentemente en temporada navideña.

La loma se encuentra ubicada aproximadamente a dos kilómetros de la conocida Loma del Viento y a unos cuatro de las cascadas del Parque Nacional, donde muchas familias acuden a bañarse en los días de asueto.

Iván Zambrano, promotor cultural del Fondo de Turismo (Fondoturismo) en Táchira, explicó que los interesados en visitar la Loma de Pánaga deben tomar un desvío hacia la derecha antes de llegar al Chorro El Indio y al llegar al sotavento de la Loma del Viento podrán ser testigos de una vista única de San Cristóbal.

"Esta es una zona muy turística, donde vienen las familias que prefieren pasar tiempo al aire libre, degustar comidas típicas andinas, postres y el tradicional calentao para aguantar el frío propio del lugar", acotó.

Por su parte, Ciro Vega, quien es vendedor de calentaos desde hace 25 años, explicó que esta bebida se prepara a base de miche blanco y se puede mezclar con canela o clavito, hierbas como limonaria y eneldo o con panela.

"Este es un sitio muy sano y por la temporada viene bastante gente. Invito a los que aún no conocen la loma a que vengan y pasen un rato ameno por aquí", resaltó.

Efrén Zambrano, turista proveniente de Maturín, estado Monagas, manifestó su satisfacción por visitar la loma.

"Hay una laguna muy bonita, que se puede ver cuando no hay mucha neblina. Está llena de gansos, patos y pavos, es simplemente espectacular", agregó.

Yecsy Márquez, quien vive en Guatire, estado Miranda, habló de la belleza de los paisajes naturales. "Vale la pena venir porque se siente mucha paz".