miércoles, 23 de abril de 2014

 

Economía

13 / 07 / 2010
- 01:35:38
China construye barcos de gran tonelaje para Venezuela
China construye barcos de gran tonelaje para Venezuela
/ SCZ
El embajador de Venezuela en España, Isaías Rodríguez, dijo este martes, al bautizar un buque patrullero de la Armada Nacional construido en España, que se tieneen "proyectos bastante ambiciosos" para construir barcos de gran tonelaje para las exportaciones de petróleo y gas.

Por este motivo, el embajador propuso a los empleados del astillero estatal Navantia que pidan "directamente" al presidente Hugo Chávez, que realice nuevos encargos a los astilleros españoles atendiendo al problema del paro en España.

El embajador venezolano aconsejó así a los trabajadores de Navantia tras la ceremonia de bautizo del buque patrullero oceánico AB Kariña PC 24, que Navantia ha construido en sus astilleros de Puerto Real para la Armada venezolana.

El acto ha escenificado el "excelente momento" de las relaciones políticas y diplomáticas entre España y Venezuela, según el embajador español en Venezuela, Damaso de Lario Ramírez, quien calificó de "muy importante" el contrato para construir en España ocho patrulleros oceánicos, de los que el bautizado hoy es el séptimo.

El embajador explicó a la prensa que Venezuela tiene "proyectos bastante ambiciosos" para construir barcos de gran tonelaje para sus exportaciones de petróleo y gas, y añadió que algunos de esos barcos están siendo construidos ya en China, país que ha puesto 20.000 millones de dólares para un fondo.

Isaías Rodríguez aseguró que es "perfectamente posible" que "alguno" de esos buques o sus equipos tecnológicos sean fabricados en España porque -dijo- "es mucho más fácil la orientación tecnológica en castellano que en chino".

En un encuentro con los trabajadores de Navantia, el embajador venezolano les alentó a "no desmayar" en su lucha por mantener sus puestos de trabajo en los astilleros españoles y les aconsejó que celebren "una gran asamblea" en la que estudien enviar "una exhortación" a Chávez para que estudie la posible continuidad de los encargos a Navantia.

El alcalde de Puerto Real, José Antonio Barroso, aseguró que esas gestiones ya se han iniciado, pues representantes sindicales de los trabajadores ya han tenido la iniciativa de remitir cartas al presidente venezolano.

Barroso aseguró que "hay mercado y hay voluntad" en estas negociaciones, y añadió que todas las instituciones públicas de la Bahía de Cádiz, donde los astilleros son la mayor fuente de empleo, serán emplazadas para pedirles que se dirijan en la misma línea a Hugo Chávez y también para que apoyen el hermanamiento de Puerto Real con la localidad venezolana de Puerto Cabello.

El buque bautizado hoy, como el resto, lleva el nombre de una de las doce etnias indígenas existentes en Venezuela, "Kariña".

El patrullero vigilará las costas e islas de Venezuela ante fenómenos como el tráfico de drogas, el contrabando o la inmigración, así como otras de asistencia médica o humanitaria a la sociedad civil.

El A.B. Kariña tiene una eslora de 98,9 metros, una velocidad máxima de 24 nudos, una autonomía de 3.500 millas y permite una dotación humana de unas noventa personas.