miércoles, 16 de abril de 2014

 

Nacionales

17 / 06 / 2013
- 06:22:43
Primero Justicia: Asamblea Nacional quiere prohibir el uso del tetero en recién nacidos
Primero Justicia: Asamblea Nacional quiere prohibir el uso del tetero en recién nacidos
NCT / Globovisión/Nota de prensa
El diputado a la Asamblea Nacional por el partido Primero Justicia Eduardo Marín se pronunció sobre la polémica surgida en torno a la modificación de la Ley de Promoción y Protección de la Lactancia Materna pendiente por aprobarse el próximo martes en la sesión ordinaria del cuerpo legislativo nacional.

Declaro Marín: Como ya nos tiene acostumbrados la bancada del PSUV en la Asamblea Nacional a improvisar sobre la solución de los problemas de los venezolanos, ahora se pretende modificar la Ley de Promoción y Protección de la Lactancia Materna aprobada en el año 2007 incluyendo artículos que prohíben y sancionan el uso del tetero o biberón en bebes recién nacidos y hasta los 6 meses. Las sanciones que se impondrían  van desde 2.140 bolívares a los 321.000 bolívares y esto es inaceptable y alarmante. Nosotros como Diputados de la alternativa democrática no apoyamos la aprobación de estas modificaciones a la ley pues creemos que no se puede promover la lactancia materna con medidas coercitivas.

La ley también contempla la prohibición de publicidad y promoción de fórmulas lácteas adaptadas para niñas y niños, así como de teteros, tetinas y chupones y demás productos designados, en todos los medios de comunicación y demás medios publicitarios con accesibilidad en el territorio nacional, así como también la entrega gratuita de este tipo de artículos y de muestras promocionales.

Informo Marín que la única excepción que se establece allí es en los casos de una indicación médica especial, pero en realidad el mayor problema con la lactancia materna es que el gobierno nunca le prestó atención a la aplicación de la ley aprobada en 2007, solo la aplicación de la misma y la promoción de campañas que informen a las madres de la importancia de la lactancia materna sería suficiente para avanzar en este tema, no es necesaria ningún  tipo de sanción para poder promover algo tan sensible como es la lactancia de un recién nacido.

Marín puntualizo que el espíritu del legislador en la ley del 2007 era "promover la lactancia materna, tratar de sensibilizar a las madres", no "que se cuestione, se estigmatice y prácticamente se criminalice a quienes han apostado a la alimentación", en alusión a las empresas que comercializan estos productos. Con esta medida es muy probable que el gobierno busque la manera de atacar aun más el aparato productivo del país atacando ahora con sanciones a las empresas privadas que estén ligadas a este sector.

Quien ha fallado es el Estado en su obligación de promover la lactancia que ya está establecida en el artículo 3 de la ley. No hay cuñas, propagandas, ni menciones a los centros de lactancia que existen. Tampoco se forma al personal médico como consejeros certificados que puedan asistir a la madre.

Por último informo Marín que lo más delicado es que esta ley no ha pasado por las consultas públicas requeridas para su aprobación, dichas consultas están apenas en fase inicial y en la comisión de familia la diputada Dinorah Figuera ha alertado del atropello con el que se quiere aprobar esta reforma. Lo que estamos exigiendo es que se inicie una consulta amplia sobre todo en lo sectores que tienen que ver con la alimentación del infante y que se elimine de esta modificación las severas sanciones que se pretenden imponer para prohibir el uso del tetero y el biberón, así mismo que no sea aprobada dicha modificación hasta tanto no se culminen estas consultas.