Fallas arteriales están vinculadas a las enfermedades asintomáticas

Referencial

De acuerdo con un estudio de University of Edinburgh, la mayoría de las complicaciones arteriales se vinculan con las enfermedades asintomáticas, debido a que cuando las arterias se tapan no permiten que la sangre circule con normalidad, lo cual complica el diagnóstico.

Es por ello que el chequeo anual es tan importante a la hora de descubrir estas enfermedades, entre las que destacan:

Aneurisma: Ocurre cuando se presenta un ensanchamiento en la arteria por la debilidad de un vaso sanguíneo y puede resultar mortal. Su ubicación puede hallarse en el cerebro, corazón, intestino o baso.

Glaucoma: Causada por el aumento de presión en el ojo se vuelve un padecimiento degenerativa que ataca principalmente el nervio óptico que se conecta con la retina. En su estado más critico puede causar ceguera.

Hepatitis C: Se trata de una infección en el hígado que puede ser mortal. En algunas ocasiones presenta señales fugaces como amarillamiento en la piel.

Cáncer: En su fase inicial el cáncer, en especial el que ataca a los pulmones, puede confundirse con una enfermedad menos delicada y es precisamente eso lo que evita que, en muchos casos, que pueda curarse.