El origen de las papas o patatas fritas

En 1853, un cocinero neoyorquino, George Crum, comenzó a preparar “patatas al estilo francés” según la receta que había importado de Francia Thomas Jefferson, cuando era embajador en París a finales del siglo XVIII. Cuando el presidente recibía visitas, él mismo las prepara para agasajar a sus amigos. Después la receta cayó en el olvido hasta que George Crum la recuperó.

Al principio las patatas tenían un grosor de cuatro milímetros, pero un cliente le sugirió que las cortara más finas, y puso al cocinero en el camino de la fama. La propuesta fue un éxito. El restaurante de Crum, Moon Lake Lodge, se llenó de críticos culinarios que glosaban un manjar irresistible: “Patatas tan finas como el papel, fritas en su punto y con la sal justa”.

(Lea también: ¿Por qué algunos disfrutan el olor de los libros viejos?)

En 1920 apareció la peladora de patatas mecánica, lo que permitió aligerar su elaboración y facilitó que dejaran de ser una guarnición exclusiva para convertirse en una comida popular. Junto con las palomitas de maíz se convirtió en el producto más consumido en espectáculos públicos y como aperitivo.

Si quieres recibir en tu celular esta y otras informaciones descarga Telegram, ingresa al link https://t.me/globovision_oficial y dale click a +Unirme. Además sigue nuestro perfil en Instagram, Facebook y Twitter.